LAS MERCEDES DEL LLANO: MÁS DE UN SIGLO DE HISTORIA

LAS MERCEDES DEL LLANO: MÁS DE UN SIGLO DE HISTORIA
LIBRO DE EDGARDO MALASPINA.

PADRINO DE LA 1RA. PROMOCIÓN. MISIÓN SUCRE.

PADRINO DE LA 1RA. PROMOCIÓN. MISIÓN SUCRE.
ACTIVIDAD FÍSICA Y SALUD

I PROMOCIÓN DE DERMATÓLOGOS.UNERG.2001

I PROMOCIÓN DE DERMATÓLOGOS.UNERG.2001
DERMATÓLOGOS.2001

PLACA DE RECONOCIMIENTO

PLACA DE RECONOCIMIENTO
X PROMOCIÓN DE MEDICOS.UNERG.2010

HUESPED DISTINGUIDO.

HUESPED DISTINGUIDO.
ORTIZ.2008




XXIX CONVENCIÓN NACIONAL DE CRONISTAS OFICIALES DE VENEZUELA

XXIX  CONVENCIÓN NACIONAL DE CRONISTAS OFICIALES DE VENEZUELA
MATURÍN.2011

HUESPED DISTINGUIDO.MATURIN.2001

HUESPED DISTINGUIDO.MATURIN.2001
MATURIN.2011.

martes, 21 de marzo de 2017

viernes, 24 de febrero de 2017

ADOLFO RODRÍGUEZ Y SUS LIBROS SOBRE LAS MERCEDES DEL LLANO: EL RAMAJE Y RAMAJES DEL RECUERDO

ADOLFO RODRÍGUEZ Y SUS LIBROS SOBRE LAS MERCEDES DEL LLANO:
EL RAMAJE
Y
 RAMAJES DEL RECUERDO



Edgardo Malaspina
1
                El  Dr. Adolfo Rodriguez, Cronista Mayor del Guárico, tiene dos libros relacionados con las Mercedes del Llano   : El Ramaje, una novela que el autor define como rosa  en el marco del auge petrolero; y Ramajes del recuerdo. Ambas obras, es indudable, tienen carácter autobiográfico; no obstante, la primera se hace bajo el prisma de la literatura romántica; mientras que la segunda la podemos ubicar en el contexto de las crónicas. Dos perspectivas muy interesantes de observar una realidad única, por cuanto el espacio y el tiempo donde se desarrollan las tramas  de estos escritos son los mismos de manera general.
2
 La novela relacionada con la explotación petrolera en Venezuela ha sido trabajada por Rómulo Gallegos, Miguel Otero Silva, Ramón Díaz Sánchez y Pedro Sivira. Este último autor  aborda el tema en Los fantasmas y los residente y La WC Company , y  ubica la trama en el Guárico, precisamente en Las Mercedes del Llano.

3
 Todos los anteriores autores hacen hincapié en sus obras en la problemática social asociada a la explotación del petróleo: las nuevas clases con sus viejas desigualdades, la opulencia y la pobreza como dos caras de una misma moneda y el surgimiento y auge de pueblos  que más tarde serán parajes fantasmas como consecuencia de no haber sembrado el petróleo, parafraseando a Arturo Uslar Pietri.
4
 En El Ramaje el conflicto social está presente, no obstante no es la línea magistral que recorre sus páginas. El tema central es el amor, y vista desde la perspectiva de la más poderosa de las pasiones humanas, resulta, entonces, un abordaje inédito.
Por otro lado, como novela rosa también tiene su singularidad: su final no es el clásico cuando triunfa el amor de manera material o corpórea, sino que pasa a un plano superior: el espiritual o platónico, porque Nestor y Rosangela, personajes principales, se aman sin estar jamás juntos.
5
 Los sucesos se desarrollan en un poblado llamado Las Marías; sin embargo, es fácil precisar que se trata de Las Mercedes del Llano. El Ramaje era la pensión regentada por don Javier Rodriguez, el padre del autor, en  tiempos cuando Las Mercedes petrolera se convirtió en un polo importante de atracción para una gran masa de venezolanos provenientes de todos los rincones del país en busca de mejoras socioeconómicas. Además, se mencionan a muchos  mercedenses como personajes secundarios: Enrique Hernández y su famoso Kiosko Rojo, el Mocho Celestino Ledezma, Rómulo Ledezma, Chingo López, Paratebueno, el Chingo de la cauchera y  el carpintero Márquez, entre otros.

6
Cabe destacar al personaje Cecilio Requena, prominente  médico que prestó sus servicios en varios pueblos del Guárico. Rodríguez define a Requena como incansable sanitarista y venereólogo. Cito: “Requena halló que siete de cada diez mujeres de las trabajadoras, en los prostíbulos de Las Marías padecían malestar venéreo. No asistían al dispensario ni se controlaban. Detectó casos entre hombres asiduos  a tales recintos y se puso en campaña. Apertrechado de su estruendosa voz y desaprensiva índole, se erigió en calamidad para quienes comerciaban el sexo… Disconforme con la simple estadística, se presentó con bata, maletín, caja de medicamentos y enfermera hasta cada uno de los sectores  catalogados de lenocinio…”
7
En Ramajes del recuerdo Adolfo Rodríguez habla de su infancia y primera juventud  en Las Mercedes del Llano, a donde sus padres se trasladaron provenientes de Santa María de Ipire. Con mucho cariño y ternura el autor ve pasar nuevamente ante sus ojos  a todas aquellas personas de buenos sentimientos y gran nobleza que rodearon sus primeros años, con el matiz idealizado que sólo otorga el distanciamiento de los hechos en el tiempo y el espacio.
8
Rodriguez apunta: “Las Mercedes  del Llano no es una soledad. Ni cuantos prosiguen allá ni quienes de lejos la celamos, hemos dejado de quererla”.
Y en otro párrafo sobre el mismo pueblo: “Aquí estuvo el absoluto. Nada faltaba allí. Si hubo un lugar para la felicidad fue allí. Todo valía la pena. Grata era cualquier estación del año o instante del día: cualquier amanecer, que hubiese la noche o planease el sol en su cenit. Ruidos que convocaban fantasías. El mínimo rumor. Nada que se pudiera despreciar. Estaban todos los tiempos y cualquier edad. Ardiente utopía”.
9
Aquí cabe preguntarse por la nostalgia en tanto fuente primaria impulsora de la escritura como una de las bellas artes. Unas frases puestas en boca de algunos personajes  de El Ramaje nos dan una respuesta afirmativa:
“-Que si no podemos hacer lo mismo de antes, por lo menos recordarlo”.
“-Uno anda enterrado con los colores y aromas de los primeros días, la casa, la familia. Tu cuna ya es tu tumba”.
10
Los dos textos brevemente comentados de Adolfo Rodriguez tienen gran fuerza poética y transmiten un sereno mensaje de paz espiritual. Al leerlos   comprendemos mejor y admiramos   el camino recorrido por este ilustre guariqueño. El mismo que una vez soñó una universidad para el Guárico y un centro de investigación para estudiar el llano. Ambos anhelos desde hace tiempo dejaron de ser utopías.

Nota: Agradezco profundamente al Dr. Adolfo Rodríguez haber incluido en el “Cuadro de honor” de su RAMAJE DEL RECUERDO a mi padre Alfonso Malaspina.



domingo, 19 de febrero de 2017

EL PERIODISMO EN LAS MERCEDES DEL LLANO


EL PERIODISMO EN LAS MERCEDES DEL LLANO
Edgardo Malaspina
1
Las Mercedes es tal vez el pueblo guariqueño donde se han publicado menos periódicos, en comparación con los otros del estado.  Esto puede tener su explicación en el hecho de que Las Mercedes es una ciudad relativamente joven.  En pueblos más antiguos, como Calabozo, Zaraza y El Sombrero, la producción periodística es bastante dilatada y rica, consecuencia de un gran pasado histórico y una amplia tradición cultural.
2
Blas Loreto Loreto, en su libro “Historia del Periodismo en el Estado Guárico”, publicado en 1957, dice que el primer periódico de Las Mercedes apareció en 1932 y se llamaba El Porvenir.  Fue fundado por Miguel Ángel Amiuny, proveniente de Calabozo. 
3
Entre 1935 – 1936 circuló Frente Joven, dirigido por José Méndez y Gustavo  Infante.  En el editorial del segundo número de este vocero, fechado el 31 de octubre de 1936, se dice: “Con el entusiasmo de quienes trabajan con ahínco y buena voluntad, henos aquí en este segundo número, dispuestos a luchar decididamente en defensa de nuestros principios democráticos y en pro de la salud moral y constructiva de este pedazo de tierra nuestra”.  Luego se habla de la necesidad de fundamentar una cultura propia, concretamente se refiere a la escuela nocturna para hombres que debe ser abierta. En ese segundo número de Frente Joven también se hacen comentarios sobre las Fiestas Patronales, comparándolas con verdaderas ferias; se critica al régimen de López Contreras y se habla del general Gómez como del “Stalin venezolano”. Curiosos parecen los avisos de los comercios y otros establecimientos y expendios de la época pertenecientes a Saturnino Dale, Ramón Rendón, doctor Luis Camejo, Marino Bolívar, Agustín Turupial, Manuel Aular, Jesús Herrera, Julio Loaiza y José Luis Carpio, entre otros.   De los avisos referentes al campo de la medicina llama la atención el de la Pomada “Marchena”.  El remedio eficaz para toda clase de úlceras.  Use Pomada “Marchena”, dice el anuncio. Una nota muy importante es la referente a la aparición del alumbrado eléctrico en Las Mercedes.  Se trata de una repuesta de la junta comunal de Chaguaramas a los representantes del pueblo Las Mercedes.  Citamos textualmente:
“E.E.U.U. de Venezuela.  Estado Guárico.  Presidencia de la Junta Comunal del Municipio Chaguaramas.  4 de octubre de 1936.  128 y 78.  N° 15.  Ciudadanos Antonio Marchena, Gustavo Infante y demás firmantes.  Las Mercedes.  Tengo a honra a avisar a Uds. recibo de la atenta comunicación fecha 1° de octubre donde participan que próximo a instalarse en ese importante caserío una planta eléctrica y exigen una ayuda de esta corporación de cincuenta bolívares mensuales para el pago de veinte luces que se instalarán en la plaza y calles del poblado.  Esta corporación aplaude la simpatía y progresista idea de Uds. y con gusto a acordado hacer la erogación solicitada; pudiendo solicitarla del Recaudador de Rentas de ésa, a quien se ha comunicado la orden al respecto desde la primera quincena del mes en curso.  Dios y Federación.  Felipe N. Díaz”
4.
Albores  fue editado en Las Mercedes también en 1936 y tenía como redactores y administradores a  José González, Alberto Turupial, Rafael Ledezma y Antonio Marchena.             Circuló como órgano oficial de la Sociedad Patriótica 14 de febrero , un movimiento progresista de la época para luchar por la democracia. Entre otros objetivos la Sociedad  14 de febrero se proponía alcanzar por todos los medios el progreso moral, material e intelectual del pueblo, fomentar el intercambio de ideas con las asociacionesa de igual índole en toda la república.
   La directiva de la Sociedad 14 de febrero estaba integrada por Antonio Marchena, Gustavo Infante, José Carpio, Rafael Ledezma, Alberto Turupial, José González, José Santana, Agustín Turupial, Pierro Dimas y Eliseo Marchena. En las palabras editoriales del primer número de Allbores se habla de una nueva era, evidente alusión a la caída del gomecismo :”Al saludar con júbilo inexpresable la aurora de una nueva existencia de una época propicia para la realización de hermosos ideales para el bienestar d los enezolanos, que en un solo corazón celebramos la resurrección gloriosa del noble pueblo, siempre grande y siempre heroico, que tiene el legítimo orgullo  de sus claros blasones”. En ese mismo ejemplar Antonio Marchena protesta ante la Junta de Fomento de Chaguaramas que le negó cien bolívares por concepto de situado a Las Mercedes y Concha Rachadel rinde homenaje al general Arévalo Cedeño.
5
Adelante fue el periódico fundado por Antonio Marchena, Celestino Ledezma y Alberto Turupial en 1941.  Es el vocero del Centro Social Libertador.  En el número 1 se explica la esencia de dicho centro:
“Hace tiempo que en Las Mercedes se pensaba en constituir una agrupación que se ocupase de crear un ambiente favorable para la progresiva, pero segura, culturización de esta comunidad. Un grupo de jóvenes ha iniciado con entusiasmo la obra mencionada.  Ya se ha puesto la primera piedra y podemos ofrecer a todo el público mercedense nuestro “Centro Social Libertador”, que con vigoroso empuje acaba de nacer.  Luego se explica que entre otros fines, los miembros del centro y los colaboradores del periódico, persiguen crear las condiciones para el desarrollo de la cultura en general, seguir publicando el vocero, conseguir una biblioteca pública y una sala de lectura y recreación”.
6
Desde diciembre de 1990 hasta octubre de 1992 se publicó El Mercedense.  Las consignas de este órgano de difusión cultural, que vio la luz 27 veces, fueron “la voz de la esperanza para el rescate de un pueblo” y “vocero independiente al servicio del pueblo”.  En el primer número de El Mercedense se habla de la fundación de un Centro Cultural:
“Para que se plasmen en realidad las ideas, las inquietudes intelectuales y filosóficas, las artes y en fin la moral y las luces como lo entendía el “Padre de la Patria”, en el mercedense se trataron los más diversos tópicos concernientes a la problemática cultural, social, política y económica de Las Mercedes.  El Mercedense fue dirigido por el Dr. Edgardo Malaspina, profesor Vidal Torres, profesora Belkis de Torres, Frank Holder y el profesor Daniel Rodríguez.  En sus diferentes números aparecen como colaboradores fijos o casuales: Tomás de la Rosa, el pintor Juan Vicente Fernández, el poeta Ignacio García, la maestra Dalila de Arveláez, la maestra Blanca Luz de Rubio, Mary Alvarenga, don Modesto Manuitt, la doctora María Castellano Miranda, José Risso, doctor César Rivas, Manuel Figueroa, doctor Richard Cedeño, el cura Juan Dierckx, la hermana María de la Cruz, licenciado Carlos Batidas, Aníbal Delgadillo, Ana de Bolívar, Albano Chirinos, profesor Juan Martínez, maestra Felicia de Gómez, Haydé Acuña de Velásquez, Carlos Sanchez, doña Estela de Velásquez, Orlando Cedeño Meza, Carmen E. Torres, William Pérez, Carlo Juvenal, José Ramón Núñez, Geomar Toro Marchena, Clotilde Moreno, Celia Navas, doctor Fernando Rodríguez, Pedro Piña, Teodoro Lara, la niña Isis Flores, Freddy R. González, José Barreto, Carlos Malaspina y otros.”
7
En 1993 circuló la revista Punteral (Depósito legal: pp.  93 – 0108).  Este novedoso proyecto periodístico para el pueblo se definía como “La Revista Cultural de Las Mercedes”.  Fue patrocinada por la Alcaldía del Municipio y en sus escasos números hubo cabida para la poesía, el ensayo, la filosofía y la historia.  Fue dirigida por el doctor Edgardo Malaspina y en su elaboración tomaron parte Víctor Mijares, el pintor Juan Fernández, licenciada Zenaida Camaripano, Ekaterina Malaspina, William Pérez, Ignacio García, Carmen E. Torres, Vidal Torres y Adeliz Ramírez.
8
La maestra Dalila de Arveláez publica “Resplandor”, para ventilar asuntos sobre el adulto mayor.
9
En la historia periodística mercedense, capítulo aparte, merece la labor desempeñada por Antonio Angelino, quien diariamente, todas las mañanas, recorría las calles del pueblo para leer en las casas de familia, cafeterías, la plaza o en las esquinas la frase del día.

            La frase del día eran cuartillas manuscritas en las que Antonio Angelino abordaba las temáticas más variadas del mundo de la cultura y del acontecer del país.  Antonio Angelino era un intelectual autodidacta que practicaba una forma muy peculiar del periodismo oral y ambulante sin más interés que el de satisfacer una necesidad espiritual y el deseo por demás natural de sentir el contacto comunicacional con la gente del pueblo. 







domingo, 12 de febrero de 2017

¿DE DÓNDE PROVIENE EL NOMBRE DE LAS MERCEDES DEL LLANO?

LAS MERCEDES DEL LLANO Y SU HISTORIA
¿DE DÓNDE PROVIENE EL NOMBRE DE NUESTRO PUEBLO, LAS MERCEDES DEL LLANO?
Edgardo Malaspina
1
Los mercedenses  aceptamos  como un hecho fuera de dudas que el nombre del pueblo tiene su origen en una historia casi legendaria y romántica, recogida por el doctor Julio de Armas en su libro “Camino Real”, publicado en 1959. Don Jorge Carpio se traslada desde el  Hato Palacios en 1868, junto a su familia,  hasta el sitio de la Atascosa Abajo. Buscaba tierras fértiles y agua para su gente y sus animales. Luego otros vecinos se instalan en el lugar junto a sus familias. Al cumplirse un año de la emigración (1869), Don Jorge decide darle el nombre de Las Mercedes al caserío en honor a su madre, su hermana y su hija, quienes le acompañaban en la empresa fundadora. Julio De Armas afirma: “No conozco ningún pueblo de mi tierra que tenga envuelta la historia de su nombre en el apelativo de tres mujeres…que pastorearon rebaños y surcaron la tierra del conuco, para alimentar a una generación de sus hijos, como la vieja loba histórica dio de mamar a Rómulo y Remo en el nacimiento de la Ciudad Eterna.”
2
Pero se pueden explorar otras ideas con respecto al nombre del pueblo. En 1218, un santo español, Pedro Nolasco, dice haber visto a la Virgen María, quien le pide defender a los cristianos cautivos. La manifestación mariana instaba buscar una merced o gracia para liberar a los creyentes esclavizados por piratas. Nacía el culto a la Virgen de Las Mercedes. En 1366 Enrique II de Castilla se coronó rey  luego de una guerra sangrienta. Recompensó a sus aliados con donaciones, gracias o mercedes. Luego, por esas circunstancias que unen la guerra con la religión o la espada con la cruz, el rey castellano pasó a llamarse simplemente Enrique el de las Mercedes. Desde entonces todos los reyes españoles cuando concedían a sus vasallos tierras las denominaban merced o mercedes. Es por eso que a lo largo y ancho de la América conquistada por los españoles existen muchísimos lugares, urbanizaciones, pueblos y ciudades llamadas Las Mercedes.
3
La historiadora española Virginia Calvente posee documentos antiguos sobre nuestros pueblos (O, Botello.2011). En esos papeles, que datan de 1747, se citan lugares conocidos por nosotros al encontrarse cerca uno de otros: El Calvario, Belén, Santa Rita, Mocapra y el hato La Merced (en otro aparte se habla del hato Las Mercedes.)
4
Entonces, podemos esbozar tres teorías para explicar el origen del nombre del pueblo: 1) Don Jorge Carpio le colocó ese nombre en honor a sus familiares sin tener conocimiento del hato Las Mercedes.2) Don Jorge Carpio sabía de la existencia del hato Las Mercedes y tuvo entonces motivos históricos, sentimentales y familiares para reafirmar ese nombre en la fundación.3) El pueblo no lo fundó nadie específicamente. En ese sitio hubo tierras feraces y  agua abundante; y por lo tanto habitantes, como lo afirma Mariano Martí en su visita pastoral en 1783 a Belén, a escasos kilómetros de Las Mercedes. El nombre, entonces, sería una reminiscencia histórica, transmitida de generación en generación por el subconsciente colectivo.







sábado, 28 de enero de 2017

Gusanitos en el agua y carnet patriótico RAMÓN HERNÁNDEZ

EL NACIONAL - Sábado 28 de Enero de 2017        Opinión/6

Opinión

Gusanitos en el agua y carnet patriótico
RAMÓN HERNÁNDEZ
>> @ramonhernandezg

E l escritor Luis Britto García, autor de 83 libros y 4 cantos desesperados, no se ha vuelto a quejar del mal servicio de Hidrocapital, quizás está haciendo la cola para obtener el carnet de la patria y no ha tenido tiempo ni de enjuagarse la boca. He estado atento en los últimos meses después de su panegírico negativo a la empresa hídrica y ni siquiera ha rezongado ante la inusitada cantidad de gusanos de variados tamaños, colores y familias que llegan con el agua que con el sello de potable reciben los venezolanos en sus hogares, especialmente en Caracas y sus cercanías, pero también en Calabozo, Las Mercedes del Llano, Puerto Ordaz, Güiria, El Cobre, Yaguaraparo, San Juan de Manapiare y la Colonia Tovar.

Como experto en piratas y piraterías, cronista acallador de trácalas, el intelectual del régimen sabe mucho de ciencia ficción y de la confección de la mortadela, pero sobresale por su buen ánimo para justificar injusticias, exclusiones, baboserías propias y no tan ajenas, bravuconadas leguyéricas y toda la variedad de amedrentamientos que pueda concebirse en un Estado tomado por asalto por bandoleros de la peor ralea.

Instalado en su proletaria torre de marfil, ya debería haberse asombrado de que por el lavamanos, la ducha, la llave del fregadero, la manguera del jardín siempre verdecito y también por el tanque de la poceta salen seres acuáticos casi tan grandes como los que perseguía con su arpón cuando se dedicaba a la pesca submarina. ¡Qué tiempos aquellos! En Cuba la nomenklatura resolvió su problema de justa distribución de los bienes disponibles apegados a la ecuación real socialista: el que parte y reparte le queda la mejor parte. Siendo ellos los que distribuían las tarjetas de racionamiento, al pobre Liborio le daban una y ellos se quedaban con cuarenta. Aquí pasa lo mismo con la tarjeta de la patria y las tarjetas de débito que reparten las misiones.

Todas tienen la misma apariencia, pero no dan a todos por igual. Britto tendrá decenas de bolsas de CLAP, pero ninguna el vecino de al lado por vivir en una zona burguesa. Luis, te jodiste, tu "agua potable" viene de la misma planta de tratamiento, de la misma represa a la que lanzan cadáveres y otras linduras. El presupuesto del cloro, el propio cloro y los protocolos de potabilización se los llevaron para Cuba, como la dignidad, el amor propio y el respeto al pueblo que dicen defender y reivindicar. Farsantes. Vendo gusanera tropical verdadera, marxista, carnetizada y con 17 años robando a placer



© 2017 CA Editora El Nacional. Todos Los Derechos Reservados